AL VERDUGO DE SU LUZ

en

Ni por el sabio fecundo
Está la vida segura
Si propende el fin del mundo
¡JUNTO EL HOMBRE Y LA NATURA!

Abunda cual maleficio
La vil discriminación
Y la contaminación
Origina un real perjuicio.
Impera el nefasto vicio
Por eso hay tanto iracundo
Y el delito nauseabundo
Es que llena la prisiones,
Y no tiene soluciones
NI POR EL SABIO FECUNDO.

II

La ciencia avanza sin par
Y sus bondades las vierte
Pero origina la muerte
Como la bomba nuclear.
Hay la guerra singular
Y armamentos de locura,
Y al dejar la senda oscura
Se comete todo exceso,
Más ni por tanto progreso
ESTA LA VIDA SEGURA.

III

Existe inmoralidad
Y la hiel del indeseable
Y junto al mal incurable
Se genera la orfandad.
Hay la gran calamidad
Que la procrea el inmundo
Y apoya al meditabundo
Que propende inanición,
Por eso no se haga acción
SI PROPENDE EL FIN DEL MUNDO.

IV

La mortandad origina
El tsunami que denoto
Hace igual el terremoto
Y el incendio hasta elimina.
La desgracia no termina
Pues se avanza sin mesura
El tiempo todo lo cura
Menos la crisis mortal,
Que vislumbra un gran final
¡JUNTO EL HOMBRE Y LA NATURA!

V

El país más poderoso
No es del todo positivo
Tiene un lado negativo
Que lo torno indecoroso.
Es que el ser facineroso
Delega una ruta aciaga
Y su culpa no la paga
Si protege el indecente,
Pues no falta el inconsciente
QUE AL INDIGNO VA QUE HALAGA.

VI

El ser camina impotente
Ante sus propios inventos
Y ni sus conocimientos
Le dan futuro esplendente.
Es creativa la mente
Como también destructora
Y sino depara aurora
Se va lejos de la meta,
Y se acabará el planeta
¡QUE MUY POCO SE ATESORA!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *