NO HAY QUIEN TE AME MÁS QUE YO

Tener celos reina mía
Es algo que nunca espero
Amarte más quién podría
¡ASÍ COMO YO TE QUIERO!

Tienes plena libertad
De ofrendar tus sentimientos
Más son tan sólo momentos
Que embarga a tu humanidad.
Asume con propiedad
Esa mágica ambrosía
A tu edad tiene valía
Y en razón a tu hermosura,
pero sería locura
TENER CELOS REINA MÍA.

II

Se del sincero abrazo
Y del beso de traición
De la más tierna pasión
Que no conoce de plazo,
Si a tu senda yo me enlazo
Y a ratos me desespero
Es que un haz de mi sendero
Quiero darte en mutua alianza,
Más perderte la confianza
ES ALGO QUE NUNCA ESPERO.

III

Tu sabes mi pensamiento
Y visible realidad
Más ansío mi beldad
Ser de tu alma fiel aliento.
Esa unión dará un contento
A mi entraña aún vacía
Y es por eso tu alegría
En mis noches es tesoro,
Y así como yo te adoro
AMARTE MÁS QUIÉN PODRÍA.

IV

De mi pasada experiencia
Donde todo fue placer
Anhelo hacerte mujer
Un edén en tu conciencia.
Deleitar a tu presencia
Con la sabia de mi fuero
Y tendrás el verdadero
Despertar en un segundo,
Que no hay afecto profundo
ASI COMO YO TE QUIERO.

V

Si enamorada tu vas
Y algún ser tu aureola ocupa
Ni siquiera me preocupa
Si en otros brazos estás.
Lo que siento si es verás
Pues no busco situaciones
Ya probé esas libaciones
Y plenamente gocé,
Y por eso te daré
ALGO DE MIS VIBRACIONES.

VI

Si aceptas quien te pretende
Es un acto pasajero
Pues lo único verdadero
Es mi luz que si te entiende.
Soy quien todo te comprende
Y valora tu cariz
Y evitando tu desliz
existiré primoroso,
que por mi ayer majestuoso
¡SE COMO HACERTE FELIZ!

VII

No seguiré a tu realeza
Para saber tu secreto
A que compruebes te reto
de mi euforia, su grandeza.
En virtud a tu belleza
Te buscarán cual fortuna
Es que hay siempre la oportuna
Intención de los galanes,
Pero más que mis afanes
NO LO ENCUENTRAS NI EN LA LUNA.

VIII

Muy dichoso un tiempo fui
Que del cielo se su manto
Que sueño darte el encanto
Con lo que un día viví.
Demostrarte qué aprendí
en entrega dulce y fiel
y se encienda tu vergel
con mi hoguera de candor,
Y que expida puro amor
¡EL AROMA DE TU PIEL!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *